El Bigote Bicolor de Charly García

El Bigote Bicolor de Charly García

Cuando hablamos de Charly García se nos viene a la mente no solamente la inmensa influencia que aporta a la historia del rock latinoamericano y sus inolvidables canciones, sino además su personalidad irreverente, impredecible, alocada, muy propia, muy notoria en todos los sentidos. 

Sin embargo esto no siempre fue así. Muy a pesar de lo que muchos podrán pensar, durante su infancia Charly fue un niño muy introvertido, al cual sobreprotegían y que estaba lleno de complejos. Durante un viaje que sus padres hicieron a Europa teniendo él apenas 3 años, una crisis nerviosa le pasó factura a su aspecto físico.

Al llegar de viaje sus padres notaron las manchas blancas del lado derecho de su rostro producto de vitíligo. Charly tuvo que adaptarse a esta condición, e inclusive hubo una etapa con Sui Generis, su primera banda, en la cual se presentó con barba larga la cual era, tal cual, partida a la mitad entre blanco y negro.

El icónico músico se “bancó” este defecto y lo aprovechó como aporte a su estética desde mediados de los años 70 hasta la actualidad. Muchos piensan que esta particularidad se debe a alguna de sus ocurrencias, lo cierto es que como alguna vez dijo: “Papá y mamá se fueron muy lejos y los extrañé mucho, y de allí me salió el bigote. No fue antojo, fue un extrañar”.

Al día de hoy, el bigote bicolor es insignia de Charly García, es la forma más fácil de identificarlo. Ha editado más de 10 discos en solitario, participó con distintas bandas y artistas consagrados y junto a Luis Alberto Spinetta y Gustavo Cerati, está sentado en el trono de los más grandes de la historia del rock argentino y latinoamericano.